¿Qué son las estaciones de planchado a vapor?

2018-12-02

¿Qué son las estaciones de planchado a vapor?

Las estaciones de planchado a vapor son sistemas de planchado de calidad profesional que han sido fabricados para uso comercial y para el hogar. Se presentan en una gran variedad de marcas y modelos residenciales, tales como el SteamIron™ de Dupray.

¿CÓMO SE DIFERENCIAN DE LAS PLANCHAS NORMALES?

Mientras que las planchas convencionales tienen un pequeño depósito de agua justo en la manija, el SteamIron™ cuenta con una manguera flexible para agua que se une a un depósito independiente de agua de 1.2 L. En lugar de depender de la suela calentada para producir el vapor, un calentador sobrecalienta el agua directamente en el depósito. El depósito de agua más grande y el calentador más potente le permiten producir dos veces más vapor que una plancha convencional, usando chorros potentes y consistentes.

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DE LAS ESTACIONES DE PLANCHADO A VAPOR?

El SteamIron™ es compacto y ligero. Con un calentador dentro del depósito de agua, produce más calor y, por lo tanto, más vapor. Las estaciones de planchado a vapor necesitan unos 10 minutos para alcanzar la temperatura máxima y de ahí en adelante usted solo obtiene un planchado suave y sobrecalentado. La producción de grandes cantidades de vapor de agua también permiten que sea utilizado en posición vertical para eliminar arrugas sin contacto, que es la solución ideal para telas delicadas o sensibles al calor.

¿QUÉ MÁS PUEDEN HACER?

El SteamIron™ puede hacer frente a una gran variedad de tareas de planchado. Las grandes cantidades de vapor se traducen en un esfuerzo mucho menor de su parte para lograr ese aspecto de prensado fuerte y permanente. Puede lidiar con prendas pesadas, tales como abrigos de piel y edredones, pero sigue siendo lo suficientemente suave como para planchar cortinas, sedas y telas de algodón-sintéticas. Hacen mucho más que aplanar telas, incluyendo: mezclilla, cuero, algodón-sintéticos sensibles al calor, seda, poliéster, y más. El vapor sobrecalentado fluye profundamente en las fibras, suavizándolas e hidratándolas para que se conserven y se renueven. Cuando todo está dicho y hecho, con las estaciones de planchado a vapor usted obtendrá resultados profesionales en su propio cuarto de lavado.